Hay condiciones favorables para la aparición del dengue, por las altas temperaturas y frecuentes lluvias. En la provincia ya habita el vector que transmite la enfermedad por lo que no descartan la aparición de casos autóctonos.

El Ministerio de Salud confirmó ayer la aparición de un segundo caso de dengue importado, detectado en Federación, y que al igual que se notificó hace una semana en Villaguay, también corresponde a una persona oriunda de Formosa.

El paciente fue derivado desde el Hospital San José, de Federación, al Delicia Masvernat, de Concordia, donde permanece internado, estable.

De acuerdo a lo que indicó el responsable del área de Bromatología de la Municipalidad de Federación, Mario Cornú, luego de notificado el caso de dengue se inició la fumigación en cinco cuadras a la redonda del lugar en el que estuvo alojado el turista en la ciudad.

Según trascendió, el turista proveniente del noroeste del país, pasó de visita por el barrio Fonavi de la ciudad de Federación, y en la mañana del martes debió ser hospitalizado a causa de síntomas febriles. Pero debido al cuadro que presentaba fue derivado a Concordia.

. Ayer hubo una reunión en el Ministerio de Salud, presidida por el titular del área, Ariel de la Rosa, de la que participó el director de Epidemiología, Diego Garcilazo, durante la cual se analizó la situación de la provincia respecto del mapa epidemiológico del dengue.

Garcilazo dijo que “están dadas las condiciones” para que haya aparición de casos autóctonos de dengue, como ya ocurrió en Misiones, Corrientes, Formosa y en la República Oriental del Uruguay.

“Las condiciones están dadas para la aparición de casos autóctonos. No sería extraño que ocurriera porque en la provincia está el vector de la enfermedad. Y ya hubo casos autóctonos en varias provincias. El régimen de lluvias que se está produciendo están ayudando a que sea así”, aseguró el titular de Epidemiología.
El alerta máxima se encendió en Misiones, luego de la muerte de una agente penitenciaria de 27 años en Foz de Iguazú, Brasil.

“La situación es de brote y estamos haciendo un trabajo sanitario muy efectivo con los países limítrofes Brasil y Paraguay. Nosotros no tenemos fallecidos por dengue y el virus que circula es el GEN1, es decir, el que causa menos complicaciones hemorrágicas”, declaró ayer al diario Infobae el ministro de Salud de Misiones, Walter Villalba.
Al sur de Misiones y al norte de Entre Ríos, Corrientes, también está en alarma ante un posible brote. El ministro de Salud de esa provincia, Ricardo Cardozo, confirmó siete casos de dengue y dijo que hay otros siete pacientes con síntomas compatibles con la enfermedad y expresó su “preocupación”.

“No sería raro que tengamos casos autóctonos. Esperamos que no”, advirtió el director de Epidemiología de Entre Ríos en declaraciones a El Diario.

De igual modo, recordó el antecedente de 2009. “Ese año hubo un brote de casos autóctonos de dengue, y las condiciones entonces eran similares a las que tenemos ahora, con la crecida de los ríos y las lluvias frecuentes. Es decir, tenemos ese antecedente”, apuntó.

El dengue es una enfermedad febril causada por un virus, que se transmite en Argentina principalmente a través de la picadura del mosquito “Aedes aegypti”, vector de la enfermedad. Ese mosquito tiene hábitos domiciliarios por lo que transmisión es básicamente doméstica.

En América, el dengue ha tenido en las últimas tres décadas una tendencia ascendente, con picos epidémicos que se repiten cada tres o cinco años casi de manera estable. El país con mayor tasa de incidencia es Brasil, que en ocasiones ha llegado a concentrar el 80% del total de casos registrado en América.

En ese escenario, el titular de Epidemiología resaltó la necesidad de mantenerse alerta y atender las medidas de prevención. “La única forma de frenar el avance es detectar rápidamente y a tiempo el caso”, subrayó.